marzo 07, 2007

El cómplice chileno

Cuando descubrí que Un hombre de pago había llegado a Chile, me pregunté cómo podía ayudar a darle visibilidad.

La respuesta ha sido la misma que cuando la novela se publicó aquí: pedir ayuda a otros bloggers. En aquel momento, los diez voluntarios que participaron en la campaña auparon Un hombre de pago hasta los medios masivos. Si diez pudieron...¿por qué uno no?

Dicho y hecho. Me he puesto en contacto con Rodrigo, que es el único blogger chileno que conozco -conectamos digitalmente a través de mi otra vida y no nos conocemos en la presencialidad. Le agradezco su complicidad, dando salida a sus comentarios como lector en sus blogs (puedes leerlos aquí, aquí y aquí).

Si los lectores/as chilenos/as se animan a compartir sus comentarios, estaré encantada de leer sus mensajes aquí o en este blog.

3 comentarios:

oktomanota dijo...

se te saludos desde aqui mataro neus

Leonardo dijo...

Yo me pregunto ¿porque tanto interes hacia Chile?, de acuerdo con que descubriste casualmente tu novela en medios chilenos, pero sospecho algo más, ¿estoy en lo cierto?
Siempre hay algo subyacente, mi interés por tu interes, tiene que ver por cuanto yo tengo mucha relacion con Chile.
Un saludo

Neus dijo...

Leonardo,

te soy sincera: mi interés se debe al hecho de saber que Un hombre de pago está ya en Chile.

Visité Santiago y Valparaíso en un viaje relámpago (creo que 60 horas en total) hace muchos años. Me gustó lo poco que vi, me gustó el pisco sour y me gustaría que la novela fuera una razón para volver a visitar con más calma. Así que ya sabes: si puedes y quieres sumar y dar a conocer el libro a tus relaciones allá, sería espléndido.

Un saludo también para oktomanota. ¡Que tangáis los dos una buena semana!